JPIC

Petitorio en contra del aborto en la Provincia de Buenos Aires.

Protejamos la vida de los que no tienen voz.

 

———–

 Vaticano: laudato-si-es

———–

MARCHA «EN MEMORIA DE LAS VÍCTIMAS DEL ABORTO» EN MONTEVIDEO

Grupos Pro Vida del Uruguay realizan marcha a un año de la legalización del aborto “en memoria de las víctimas”. Dos Hnas. de la Comunidad de Casa María Inmaculada participaron de la misma.

Esta tarde se movilizarán hasta el Palacio Legislativo y realizarán una intervención urbana en recuerdo de “los 4.104 uruguayos abortados”. Uno de los organizadores, Nicolás Portela, dijo a UNoticias que se eligió el Parlamento porque “es el lugar donde se tendrá que poner fin” a la legalización del aborto.

———–

 UN EJEMPLO A SEGUIRDeclararán "pueblo pro-vida" en Argentina

BUENOS AIRES, 08 Feb. 12 / 09:17 pm (ACI).- Lavalle (ciudad donde nuestras Hermanas han misionado durante varios años), localidad de la provincia de Corrientes (Argentina) será declarada «pueblo provida» este viernes 10 de febrero por el intendente local, Hugo Perrotta, en el marco de las celebraciones por los 149 años de la fundación de la ciudad.

El gesto comunal fue destacado por el Padre Rodolfo Barboza, a cargo de la capilla de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, y por Héctor Rivero coordinador de Pastoral de Juventud de la diócesis de Goya.

La resolución será firmada a las 9:00 a.m. durante una ceremonia pública en la sede del Consejo Deliberante local.

Este anuncio se realizará en presencia del gobernador de Corrientes, Dr. Ricardo Colombi; el Obispo de Goya, Monseñor Ricardo Faifer, y pastores de iglesias evangélicas que están realizando una «misión» en esta localidad correntina.

En diciembre pasado, el mandatario correntino participó de un encuentro multisectorial y ecuménico durante el cual se suscribió el decreto provincial declarando a Corrientes «Provincia Provida».

La provincia de San Luis y ciudades como Salta, Resistencia (Chaco), Ledesma (Jujuy), Diamante (Entre Ríos), Barranqueras, Virasoro y Alvear, entre otras, asumieron también públicamente su compromiso a favor de la vida desde el momento de la concepción hasta la muerte natural.

El decreto establece la tutela efectiva del derecho a la vida, considerándolo prioridad de Estado.